Blog de crecimiento y emprendimiento

Multiplicarnos y el pensamiento cristiano reformado III

M

La maldad de la anticoncepción

Lutero sabía que la mentalidad anticonceptiva estaba viva y coleando en su propio tiempo. Señaló que esta “actitud inhumana, que es peor que la bárbara”, se encuentra principalmente entre los bien nacidos, “la nobleza y los príncipes”. En otra parte, vinculó la anticoncepción con el egoísmo.

En medio de esta postura, la cual se sostuvo unos 400 años, en las  décadas de 1960 y 1970, prácticamente todas las iglesias protestantes, en Estados Unidos como en Europa, adoptaron la anticoncepción y (con menos frecuencia) el aborto como compatibles con la ética cristiana.

El documento de Allan C. Carlson (nacido Iowa, 1949) es un erudito luterano y ex profesor de historia en Hillsdale College en Hillsdale, Michigan, anota que:

“La valiente oposición del Papa Pablo VI a estos actos en la encíclica de 1968, Humanae Vitae, ganó una amplia condena de los líderes protestantes como un intento de imponer “puntos de vista católicos” en el mundo. Incluso los líderes de denominaciones “conservadoras” como la Convención Bautista del Sur recibirían como “un golpe para la libertad cristiana” la decisión de 1973 Roe v. Wade de la Corte Suprema de los Estados Unidos que legalizó el aborto como una elección libre durante los primeros seis meses (y en práctica durante los nueve meses) de un embarazo.

Ni una sola voz protestante significativa levantó oposición en la década de 1960 y principios de la de 1970 a la entrada masiva del gobierno de los Estados Unidos en la promoción y distribución de anticonceptivos, a nivel nacional y mundial.

La gran reversión, en Inglaterra

¿Cómo se había invertido tan completamente un pilar central de la ética protestante evangélica?

Algunas investigaciones históricas recientes ofrecen respuestas parciales. Por ejemplo, la primera ruptura formal se produjo dentro de la comunión anglicana, o la Iglesia de Inglaterra, con el propio clero a la cabeza.

En 1911, los defensores neomalthusianos de la limitación de la población celebraron los resultados del nuevo censo de Inglaterra, mostrando que los clérigos anglicanos tenían un promedio de solo 2,3 hijos, muy por debajo de la cifra de 5,2 de 1874. Los maltusianos vieron esto como una clara evidencia de limitación familiar deliberada.

Los resultados del censo también agregaron combustible a los argumentos de los clérigos disidentes de que una solución a los problemas de pobreza de Inglaterra debe incluir el nacimiento de menos niños. Estas presiones culminaron en la Conferencia de Lambeth de 1930 de la Iglesia Anglicana, donde los delegados escucharon un discurso de la defensora del control de la natalidad Helena Wrighton sobre las ventajas de la anticoncepción para los pobres.

En una votación de 193 a 67, la Conferencia aprobó una resolución que establece que “en aquellos casos en los que existe una obligación moral tan claramente sentida de limitar o evitar la paternidad, y donde hay una razón moralmente sólida para evitar la abstinencia completa,… otros métodos pueden utilizarse, siempre que se haga a la luz de los principios cristianos “.

En América

Hubo un eco protestante estadounidense inmediato. En 1931, el Comité de Hogar y Matrimonio del Concilio Federal de Iglesias (un organismo ecuménico que abarcaba las denominaciones Metodista, Presbiteriana, Congregacional y de la Iglesia de los Hermanos) emitió una declaración defendiendo la limitación familiar e instando a derogar las leyes que prohibían la educación anticonceptiva.” Seguiremos enriqueciendo la historia de este proceso en el que hoy predomina el silencio, puesto que los tiempos apuntan hacia la necesidad de volver a las escrituras como criterios fundantes del cristianismo de ayer, de hoy y de siempre.

Acerca del autor

Juan Callejas
Juan Callejas

[ callejas_juan@hotmail.com ] Guatemalteco de 69 años de edad, casado por 45 años con Ana Lucrecia de Callejas y una familia de ocho hijos, periodista de opinión. Estudios profesionales en Universidad Rafael Landívar, INCAE y post grados en Inglaterra, Brasil y Estados Unidos de América. Amplia experiencia en diseño y ejecución efectiva de programas de comunicación y diseño de Estrategias a nivel comercial y de opinión pública; estratega de campañas políticas, de gobierno e institucionales en Guatemala y El Salvador, así como mercadeo social. Columnista de prensa, catedrático universitario y miembro de juntas directivas de organizaciones sociales y empresariales. Consultor de tiempo completo.

Director del programa Inspiración por la familia que se transmite por Canal 27 los domingos a las 9 de la noche y los viernes a las 10 de la noche.

Comentar

Juan Callejas Por: Juan Callejas
Blog de crecimiento y emprendimiento

MISIÓN
Desarrollar en los Socios Honorarios los talentos naturales con los que Dios los creó.

VISIÓN
Formando a los Socios Honorarios Empresarios y/o Emprendedores con Principios Bíblicos de mayordomía empresarial.

RECURSOS
Capacitación en negocios y principios financieros CON PRINCIPIOS BÍBLICOS. Búsqueda de Nuevos Mercados. Acceso a Panel de Expertos. Acercamiento a aliados estratégicos.

¿QUIÉNES PUEDEN APLICAR?
Socios Honorarios Activos.
Personas que se constituyan como tales.